sábado, 24 de marzo de 2007

Días que te reconcilian con el mundo

No ha salido todo tan perfecto como esperaba, pero al menos los dos últimos días han ocurrido cosas que me reconcilian con el mundo. En primer lugar, la salida al concurso escolar de lectura en público, en el que los alumnos, aunque al final se pusieron muy nerviosos y destrozaron el texto, al menos demostraron ser bastante responsables cuando se lo proponen. ¡Menuda presentación para el libro redactaron en un pispás! Sí, hubiera sido mejor que, además, leyeran tan bien como en los ensayos, pero no se puede pedir todo...

En segundo lugar, la obra de teatro para la semana cultural en que participé como personaje secundario acompañando a otros dos profesores (que, como yo, hacían papeles de adultos) y un grupo muy numeroso de alumnos. Es impresionante el despliegue de vestuario efectuado por una de nuestras compañeras para que doce alumnas hayan podido disfrazarse de bailarinas árabes y, además, cuatro alumnos y yo hayamos conseguido indumentaria (ya veréis las fotos, que seguro que las hay). Y también es impresionante cómo el saber que tienen un objetivo concreto hace que los alumnos encasillados en la "clase de los torpes" den lo mejor de sí mismos y se vuelvan responsables por una vez en la vida.



En otro orden de cosas un par de sucesos ajenos a la educación me han alegrado aún más, si cabe, el día de hoy (o de ayer, según se mire, pues pasó ya la medianoches). En primer lugar un mercadillo gastronómico al lado de casa de mis padres, en Santa Ana, y encontrado casualmente (no pensaba salir). En segundo lugar un comentario en una de mis novelas online (¡tan poco visitadas ellas!) y el descubrimiento de un link desde la página de un bar mencionado en otra, bajo el pomposo título «nos citan en un libro». Vaya, alguien eleva mi proyecto de novela a la categoría de libro. Habrá que hacer algo al respecto.

2 comentarios:

juank sinclair fantoba dijo...

Joe, enhorabuena por todo!! Sabiendo lo temeroso que andabas por las dos cosillas (lectura y obra), felicidades!! Y no seas modesto, que algo de mérito tuyo seguro que hay.

Bliss dijo...

Menos mal que también tienes días de subidón, porque llevas una racha que...

Me alegro :-)