domingo, 26 de marzo de 2006

Ya he evaluado (por el momento)

No sé si lo sabéis, pero este fin de semana lo tenía dedicado a corregir los exámenes de 2º de bachillerato y a evaluar. Agobiadico que estaba, sobre todo por mi manía de no apuntar las notas de los exámenes ni sumarlas siquiera hasta el último momento (total, el excel lo hace... si le dedicas unas horas a introducir datos).

Pero lo peor era el input de las notas de clase. En el grupo de refuerzo de lengua he introducido exactamente los datos que tenía apuntados (son 2 clases/semana y hemos perdido 2 por fiestas), pero en el grupo de lengua me he limitado a contar las notas de "muy mal comportamiento" —violencia contra los alumnos o contra mí; gritar por la ventana; hablar mientras un compañero lee un texto en voz alta; levantarse de su sitio...— y comprobar si los chicos trabajan con regularidad.
Además, estaba la necesidad de suspender a los que no se leyeron el libro (Charlie y la fábrica de chocolate) que empezamos a leer en la 1ª evaluación y seguimos leyendo en navidades. Una medida impopular, es cierto, pero lo siento mucho: hay que tomarla para que la gente lea. No sé si os comenté que puse preguntas "con trampa": preguntaba cosas que son distintas en el libro y la película, pero que en el libro quedaban más o menos claras por las ilustraciones (y que en muchos casos se habían leído en clase, qué caray!). Para compensarlo, no sólo advertí previamente de la existencia de esa trampa, sino que, además, hice 2 recuperaciones (que ya es bastante). Pues bien, *4* personas (de 13) leyeron el maldito libro (puede ser que otras 2 lo leyeran también, pero si se levantan en el examen no deben esperar aprobarlo).

Y, por último, está la cuestión de las fichas de clase. En el argot educativo, se llama ficha una hoja con ejercicios que el alumno debe devolver resuelta (yo la llamaba "fotocopia", hasta que los alumnos me enseñaron como se llamaba, hará unos años). Esta evaluación he entregado y recogido 8 fichas obligatorias, más otra opcional (a los dos alumnos que aprobaron el libro de lectura a la primera), y el alumno que más fichas me ha entregado me ha dado 8. Así que he puntuado, obviamente, las fichas: no tanto la perfección de su resolución (todas por debajo del 50% de aciertos) sino la cantidad de fichas resueltas.

Bueno, pues creo que el alumno que *aprobó el examen*, *aprobó el control de lectura (a la tercera)*, *se porta fatal* y *sólo me ha entregado dos fichas* no estará de acuerdo con que le suspenda.

Pero, ¡qué demonios! Quizá yo habría tratado de hacer algo por él si el viernes no se hubiese negado a darme su mp3.

En realidad, debería aprobarlo. Para que sea un vago toda su vida y le echen de todos los trabajos. Pero, por esta vez, seré responsable. Te quedas con un 4, majo.

(Como os habréis dado cuenta, comienzo este artículo hablando de mi agobio por la cantidad de datos que tenía que introducir y lo termino hablando del agobio que me produce la impopularidad de las notas... Incoherente que es uno)

3 comentarios:

Edryas dijo...

Formas de que alguien se lea peñazos:

"¿La Regenta? Es un libro con mucho sexo, no os lo leáis. Ahí sale de todo: adulterio, muertes, curas libidinosos... No os lo aconsejo" Resultado: 30 escolres buscando la escenita (quasi inexistente) POdemos aplicar lo mismo a casi todas las novelas y obras de teatro de finales del XIX.


Y sobre todo, nunca, nunca usar la técnica de "sois tontos, no lo entenderíais" para picarles: ellos creerán de verdad que son tontos.

Wallenstein77 dijo...

Hola a todos:
Jose Moya si hubiera suspendido a todos los alumnos de segundo de bachillerato y de primero de la eso que no me hubieran entregado el material pedido en la clase (comentarios y resumenes) me hubiera cargado a toda las clases. Para eso esta selectividad y el profesor que se acaba de reincorporar justo ahora en Semana Santa;)Que conste que en la ESO se van a acordar de mi y que han echado de menos al titular.
Saludos a todos.

josemoya dijo...

Comprendo que pienses que he sido demasiado expeditivo. En realidad, no lo he sido tanto. Todo tiene su límite.

P.D. los de bachillerato han salido bastante bien librados.